domingo, 23 de diciembre de 2012

Capítulo 1: El parque de La Vallbona

Ella paró de leer, había acabado y volvió a llorar, comenzó a recordar como se conocieron...
Una lluviosa tarde de Enero, mientras caminaba por el parque de La Vallbona, se fijó en un chico que estaba leyendo "Nunca seré tu héroe". Coincidía con el libro que se estaba leyendo ella, lo llevaba en la mano. Amanda, se sentó en su banco y comenzaron a hablar. Se despidieron y Amanda se fue.Cuando el chico se dió cuenta que se había dejado el libro ya era demasiado tarde.
Unos días después, Amanda volvió al parque y se encontró con Paolo, éste llevaba su libro guardado y se lo devolvió. Amanda volvió a casa, se tumbó en la cama, abrió el libro y vio en la portada el número de Paolo y un mensaje en la parte de detrás de la portada que ponía "Me he enamorado de tu sonrisa".
Poco a poco, fueron conociéndose hasta que cierto día se enamoraron. Él era un chico romántico, detallista y cabezota. Su manía era despertar a Amanda con un post-it al lado del despertador con frases como "superaremos el límite de eso que muchos conocen como infinito" o "déjame ser el príncipe de tu cuento".
Amanda le adoraba. Paolo tenía otras manías: le asustaba viendo una peli de mido, le soplaba en el odio, le hacía cosquillas en el cuello...
Esas manías de Paolo enamoraban a Amanda, hasta tal punto de darse cuenta que estaban hechos el uno para el otro y que su amor duraría muchos años. O eso creían ellos...

No hay comentarios:

Publicar un comentario